JESÚS ES EL DIEZMO Y EL AYUNO

Print Friendly, PDF & Email

JESÚS ES EL DIEZMO Y EL AYUNO

 

EL DIEZMO:

Usa la lógica, pueblo!

Recuerda esto: JESÚS CUMPLE TODO

Y, los que están en JESÚS tienen todo tal como el criminal en la cruz obtuvo todo: perdón de pecados, salvación, y vida eterna.

Ahora, ponte a pensar en lo siguiente: ADÁN, en el paraíso, le fue dado todo. Adán estaba en un paraíso!

Adán no tenía que ayunar. Adán no tenía que diezmar. No tenía que hacer ningún rito o celebración porque ya lo tenia todo. Lo único que tenía que hacer era obedecer: DE TODO ÁRBOL PODES COMER MENOS DEL ÁRBOL DEL CONOCIMIENTO ENTRE EL BIEN Y EL MAL.

 

“Mas del árbol de ciencia del bien y del mal no comerás de él; porque el día que de él comieres, morirás.” Génesis 2:17

 

El diezmo no existe en el Nuevo Pacto. El diezmo era una porción que los Israelitas daban a los Levitas por ser los obreros de la obra en el pueblo de Israel, o sea los sacerdotes y pastores de Israel. La tribu de Levi fue una de las doce tribu de Israel. El Señor JESÚS había separado esta tribu del resto de las once tribu para que se dedicara al templo y a las ceremonias que hacían para la redención de los pecados de Israel. El diezmo era un diez por ciento de la producción agrícola destinado a los Levitas ya que era prohibido que el Levita labrara la tierra o tuviera otro tipo de trabajo que no fuese dentro del templo.

Hoy día, vos y yo no somos Israelitas, tampoco somos descendientes de la tribu de Levi. Mucho menos tenemos activo un templo que pertenece a Israel, y tampoco celebramos los ritos que se hacía para la redención de los pecados.

Cuando el pueblo de Israel daba su diezmo de granos de la tierra, los Levitas lo guardaban en alfoli. Esto eran almacenes o bodegas grandes para guardar toda las semillas que el pueblo llevaba como ofrenda a los Levitas. En estas bodegas que le llamaban alfolí guardaban todo tipo de semillas de la tierra (semillas, una creación de DIOS) para que los Levitas se alimentaran el resto del año y para poder ayudar a los necesitados dentro de su raza Israelita. Ellos no ayudaban otra nacion u otra raza. El alfolí no es una bolsa pequeña como usan hoy en muchas religiones donde almacenan dinero la cual es una creación del hombre.

En el Nuevo Pacto, JESÚS dice que no hay diferencia entre judío y griego (entre los israelitas y los paganos). Dice que todos somos uno. Lógico! Así fue en el principio con Adán y Eva. Solo le dijo al hombre y a a la mujer: MULTIPLÍQUENSE! Eran uno en JESÚS, el Creador.

Ahora, recuerda que el objetivo del primer Hombre (Adán) era MULTIPLICAOS! Y, el objetivo del último Hombre (JESÚS) es lo mismo: MULTIPLICAOS (ID POR TODO EL MUNDO PREDICANDO).

 

LEER “Diezmos o No Diezmos”: http://ultimatrompeta.com/w/z5hro

LEER “JESÚS Es Hecho Fiador De Un Mejor Testamento”: http://ultimatrompeta.com/w/oszPd

 

EL AYUNO:

El Ayuno tal como el día de reposo lo encontramos en JESÚS.

Este pueblo no entrará en mi reposo. Vengan a mi todos los que están cansados y yo los haré descansar/reposar!

También, dijo: YO SOY EL PAN QUE DESCIENDE DEL CIELO (Yo soy la comida, el alimento).

A los apóstoles le dijo: TOMA Y COME, ESTE ES MI CUERPO.

Al pueblo le dijo: YO SOY EL PAN QUE HA BAJADO DEL CIELO

JESÚS ES EL REPOSO, Y JESÚS ES EL AYUNO.

 

Lee: Juan 6: 25-71

 

Qué es el ayuno del Antiguo Pacto? Abstención de alimentos.

Qué es el ayuno del Nuevo Pacto? Abstención de pecados.

Cómo conseguimos ese objetivo del Nuevo Pacto? Creyendo en JESÚS.

 

“Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado á su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna.”
Juan 3:16

 

Cuando tenemos a JESÚS en nuestra mente, tenemos vida eterna, y sabemos que en el Paraíso no entra cosa inmunda, no puede entrar el pecado. Por lo tanto, cuando creemos en JESÚS la abstención de pecado llega a ser realidad porque ya no soy yo el que vive, mas bien es JESÚS el que vive en mi. Somos limpio de todo pecado y es ahí el verdadero ayuno, la abstención de pecado creyendo en JESÚS. Sed santo (apartado) como yo soy santo.

Finalmente, en Génesis entendemos que en medio del Huerto, estaba el árbol de vida. JESÚS es ese árbol de vida. En el libro de Revelaciones 2:7, JESÚS nos da de comer de ese árbol: “Al vencedor le daré a comer del árbol de la vida, que está en el paraíso de Dios.”

 

YO SOY EL PRIMERO Y EL ULTIMO

 

Leave a Reply

Your email address will not be published.